Puré de calabaza

DificultadBásicoTiempo total55 mins

Nuestro chef

Sois muchos los padres que nos comentáis las dificultades que tenéis para que vuestros hijos se aficionen a las verduras, las hortalizas y a las elaboraciones a priori menos divertidas.

Una buena manera de introducirles sabores vegetarianos es hacerlo a través de productos suaves y en texturas sencillas que ayuden a pasar los nutrientes que necesitan de forma fácil.

Un claro ejemplo es el puré de calabaza. Una elaboración super sencilla de llevar a cabo y que resulta, además de sana y baja en calorías, de lo más liviana.

Si quieres saber cómo cocinar un delicioso puré de calabaza que incorporar en el menú semanal con el que disfrutar toda la familia no te pierdas los consejos y trucos que te damos para que te quede de maravilla. El resultado, ya lo verás, es de matrícula.

Ingredientes

 750 g calabaza limpia
 1 patata
 1 cebolla
 4 trocitos de queso (con poca grasa y mucha leche)
 1 pizca sal
 1 pizca pimienta
 1 bote de caldo de verduras

Cómo hacer Puré de calabaza

1

Cogemos la calabaza, la pelamos, le quitamos las pepeitas y la cortamos a trozos medianos. A continuación hacemos lo propio con la patata y la cebolla.

2

Cogemos una olla y rehogamos las verduras con un poquito de grasa durante unos 20 minutos hasta que estas queden bien tiernas.

3

Lo cubrimos de caldo de verduras y lo dejamos cocinarse durante alrededor de media hora.

4

Pasado ese tiempo retiramos el caldo y le echamos los trocitos de queso por encima y removemos hasta que se deshagan. Después agregamos la sal y la pimienta y lo pasamos por la batidora o robot de cocina.

5

Cuando tenga la textura de crema de calabaza que queremos, la pasamos por el chino para asegurarnos de que no se nos queda ningún trozo de verdura y la servimos. Si queremos que quede más auténtico la podemos servir sobre la propia calabaza, que de forma natural nos habrá regalado dos cuencos maravillosos.

6

Nuestras crema de calabaza está lista para servirse caliente, templada o fría. De las tres formas será un auténtico deleite para los amantes de la calabaza.

Ingredientes

 750 g calabaza limpia
 1 patata
 1 cebolla
 4 trocitos de queso (con poca grasa y mucha leche)
 1 pizca sal
 1 pizca pimienta
 1 bote de caldo de verduras

Pasos

1

Cogemos la calabaza, la pelamos, le quitamos las pepeitas y la cortamos a trozos medianos. A continuación hacemos lo propio con la patata y la cebolla.

2

Cogemos una olla y rehogamos las verduras con un poquito de grasa durante unos 20 minutos hasta que estas queden bien tiernas.

3

Lo cubrimos de caldo de verduras y lo dejamos cocinarse durante alrededor de media hora.

4

Pasado ese tiempo retiramos el caldo y le echamos los trocitos de queso por encima y removemos hasta que se deshagan. Después agregamos la sal y la pimienta y lo pasamos por la batidora o robot de cocina.

5

Cuando tenga la textura de crema de calabaza que queremos, la pasamos por el chino para asegurarnos de que no se nos queda ningún trozo de verdura y la servimos. Si queremos que quede más auténtico la podemos servir sobre la propia calabaza, que de forma natural nos habrá regalado dos cuencos maravillosos.

6

Nuestras crema de calabaza está lista para servirse caliente, templada o fría. De las tres formas será un auténtico deleite para los amantes de la calabaza.

Puré de calabaza

Deja una respuesta