Buñuelos de bacalao tradicionales

Categoría, CocinaMétodo cocciónEtiquetas

DificultadMedioTiempo total1 hr

Receta buñuelos bacalao fácil

Nuestro chef

Uno de los pescados más consumidos en España es el bacalao. Y no de es de extrañar, ya que, además de tener un precio bastante asequible en comparación con otras especies, es tremendamente versátil, tal y como lo demuestra el hecho de recurrirse a él para primeros, entrantes, snacks o hasta desayunos como la receta que nos ocupa hoy.

Es esa versatilidad, la que nos permite disfrutarlo en recetas básicas y en elaboraciones más complejas, la que lo ha llevado a convertirse en uno de los ingredientes clave de la despensa española formando parte de muy distintas recetas en las que el punto en común el el particular sabor y el toquecito salado de este pescado.

En el caso de los buñuelos de bacalao, una receta típica de Semana Santa, la elaboración ha conseguido saltar del calendario para formar parte de las elaboraciones habituales de muchas familias, ya que es un verdadero placer disfrutar de unos buenos buñuelos de bacalao durante todo el año.

Sobre todo cuando estos, como los vienen cocinando las abuelas en los pueblos, se quedan bien esponjosos por dentro y bien crujientes por fuera, lo que requiere de una serie de trucos que os vamos a detallar en la receta tradicional que hoy os ofrecemos.

Si eres un amante de los buñuelos de bacalao de toda la vida y estás buscando la receta clásica para disfrutar con la familia o los amigos en cualquier momento, toma buena nota de los pasos que te indicamos a continuación y triunfa como nunca con un sabor de siempre.

Ingredientes

 250 g bacalao desaladocon bacalao salado se podría hacer tras tenerlo dos días en agua cambiándosela cada 8 horas
 50 g cebolleta fresca(o ajetes)
 2 huevos
 120 g harina
 8 g levadura en polvo
 150 ml agua
 sal
 aceite de oliva
 1 rama de perejil

Cómo hacer Buñuelos de bacalao tradicionales

1

Repasamos todas las migas de bacalao asegurarnos que no tienen raspas y lo cortamos en trocitos muy pequeños. Lavamos el perejil y la cebolleta y lo picamos todo muy finito.

2

Tamizamos la harina en un bol para dejarla sin granos y después le echamos la levadura el polvo.

3

Rompemos los huevos y echamos al bol de la harina junto con el agua. Lo mezclamos hasta conseguir una mezcla sin grumos. Después le sumamos el bacalao, el perejil, la cebolleta. Le agregamos una pizca de sal y lo mezclamos. Cuando tengamos la masa la dejamos reposar durante un cuarto de hora.

4

Si no tenemos una freidora cogmos una sartén o un cazo, cubrimos la mitad de aceite, lo ponemos fuerte y los vamos echando, una vez salga humo del aceite, llenando una cuchara sopera de masa. Es importante asegurarse de que se hacen por los dos lados. Los freiremos de a pocos en cada tanda.

5

Según se vayan cocinando los sacamos con una espumadera y los vamos colocando en un plato grande con papel absorbente para quitarle el exceso de aceite y evitar que se modej y se ablanden por fuera, ya que si hemos hecho bien la fritura quedarán sedosos por dentro y bien crujientes por fuera. Los colocamos en una bandeja o fuente y los disfrutamos.

Ingredientes

 250 g bacalao desaladocon bacalao salado se podría hacer tras tenerlo dos días en agua cambiándosela cada 8 horas
 50 g cebolleta fresca(o ajetes)
 2 huevos
 120 g harina
 8 g levadura en polvo
 150 ml agua
 sal
 aceite de oliva
 1 rama de perejil

Pasos

1

Repasamos todas las migas de bacalao asegurarnos que no tienen raspas y lo cortamos en trocitos muy pequeños. Lavamos el perejil y la cebolleta y lo picamos todo muy finito.

2

Tamizamos la harina en un bol para dejarla sin granos y después le echamos la levadura el polvo.

3

Rompemos los huevos y echamos al bol de la harina junto con el agua. Lo mezclamos hasta conseguir una mezcla sin grumos. Después le sumamos el bacalao, el perejil, la cebolleta. Le agregamos una pizca de sal y lo mezclamos. Cuando tengamos la masa la dejamos reposar durante un cuarto de hora.

4

Si no tenemos una freidora cogmos una sartén o un cazo, cubrimos la mitad de aceite, lo ponemos fuerte y los vamos echando, una vez salga humo del aceite, llenando una cuchara sopera de masa. Es importante asegurarse de que se hacen por los dos lados. Los freiremos de a pocos en cada tanda.

5

Según se vayan cocinando los sacamos con una espumadera y los vamos colocando en un plato grande con papel absorbente para quitarle el exceso de aceite y evitar que se modej y se ablanden por fuera, ya que si hemos hecho bien la fritura quedarán sedosos por dentro y bien crujientes por fuera. Los colocamos en una bandeja o fuente y los disfrutamos.

Buñuelos de bacalao tradicionales

Deja una respuesta