La mejor receta de solomillo de cerdo

Seg√ļn datos oficiales de la Organizaci√≥n Mundial de la Salud deber√≠amos comer entre 0,8 y 1 gramo de prote√≠na por cada kilo de nuestro peso al d√≠a. Eso significa que, aquellos que pesan 75 kilos deben comer entre 67 y 75 gramos de carne diaria.

Además, todos los estudios médicos sobre nutrición matizan de la importancia de tomarla del pescado, de la carne roja y de la carne blanca, siendo todas estas las principales fuentes a combinar para conseguir arribar a la cantidad proteínica recomendada por la OMS.

Si hay una que destaque por encima del resto en milgramos de proteína por gramo de carne esa es, cómo no, la carne roja. Una pieza a la que vamos a dedicar algunas líneas hablando de una de las recetas más interesante y sabrosas que se puede hacer con un animal tan generoso como lo es el cerdo.

Porque sí. Aunque muchos crean que toda la carne del cerdo es carne blanca no es así. Las piezas nobles, como lo es el solomillo, está clasificada como carne roja.

Una zona de la carne vacuno que es protagonista de decenas de recetas por su sabor, su versatilidad y también, cómo no, por su precio. Ya que esta resulta bastante más económica que la misma zona de la vaca, del cordero o del potro, las otras carnes rojas por excelencia.

Si eres amante de la carne de cerdo en general y del solomillo de cerdo en particular, seguramente ya has tenido el placer de degustar el solomillo de cerdo de muchas formas (a la sart√©n, a la brasa, al horno‚Ķ) y con un buen n√ļmero de acompa√Īamientos (a la pimienta negra, al queso, con reducci√≥n de vino Pedro Xim√©nez‚Ķ).

Una de las más sencillas y mejor valoradas por los críticos gastronómicos es la que hoy os traemos y os detallamos: el solomillo de cerdo con cebolla caramelizada. Una elaboración tan rápida y sencilla como interesante a nivel nutritivo.

Si quieres saber, pues, cómo sacar el máximo partido a un solomillo de cerdo y, además, cocinarlo en una versión sana y deliciosa por igual, no te pierdas nuestro paso a paso que te detallamos a continuación.

Ingredientes del solomillo de cerdo con cebolla caramelizada

Solomillo De Cerdo ‚Äď 400 gramos

Cebolla ‚Äď 1

Sal ‚Äď 3 pizcas

Vino Blanco ‚Äď 1 taza

Pimienta Negra ‚Äď 2 pizcas

Maicena ‚Äď 1 cucharada

Cómo cocinar solomillo de cerdo con cebolla caramelizada

Lo primero que debemos hacer antes de ponernos el mandil es acudir a nuestra carnicería de confianza y pedirle que nos ponga los mejores solomillos de cerdo que tenga y, si puede ser, que los deje limpitos para no tener que hacer nada más en casa que empezar a cocinarlos.

En el caso de que no nos lo limpien o lo hayamos comprado en una bandeja en alguna gran superficie deberemos quitarle todos los trocitos de grasas que tiene pegados y los nervios que pueda tener.

Una vez limpio, llega el momento de echarle un par de pizcas de sal, una por cada lado, y de hacer lo propio con la pimienta. En cuanto los tengamos salpimentados, los reservaremos.

Para no complicar mucho la vida de los cocineros, lo vamos a cocinar con una sartén que, eso sí, necesitamos que sea amplia y profunda para poder cocinar perfectamente la pieza.

Una vez la tengamos en el fuego, le echaremos un chorro de aceite de oliva virgen extra y, en cuanto este empiece a cantar, echaremos el solomillo por un lado hasta que quede perfectamente sellado (dorado por fuera pero poco hecho por dentro) por ambos lados. En cuanto esté sellado por ambos lados lo reservaremos en un plato que taparemos con otro plato para que no pierda temperatura mientras seguimos cocinando.

Y es que ahora toca caramelizar la cebolla. Para ello cortaremos una cebolla a tiras no muy anchas y las echaremos en la misma sartén en la que hemos cocinado la carne con su otro poquito de aceite de oliva virgen.

Una vez en la sart√©n agregaremos una pizquita de sal y, a fuego lento, removeremos una y otra vez durante unos cinco minutos hasta que esta caremelice. En cuanto veamos que se ha pochado y ha soltado parte de su az√ļcar, ser√° cuando volvamos a echar el solomillo a la sart√©n.

Llega el momento de agregar el vino blanco y subir el fuego a fuego fuerte para conseguir reducir el alcohol y que este suelte todo el az√ļcar que tiene para acabar de caramelizar la cebolla.

Después de esos dos o tres minutos a fuego fuerte con el vino blanco agregaremos una cucharada de maicena y revolveremos con la cebolla y el jugo que se ha ido acumulando en la sartén del vino, la carne y la cebolla.

Sin mover el fuego de fuego medio le vamos dando vuelta a todo, cocinando la carne con su guarnición por ambos lados, hasta que unos 15 minutos después lo retiremos del fuego.

Si al sacarlo del fuego y trinchar la carne vemos que ya est√° hecha al punto que nos gusta, que debe ser a mitad de camino entre ligeramente cocida y claramente cocinada, la tendremos hecha.

Es es momento de rectificar la sal si es necesario y, si no, servirlo, a ser posible, en una tabla. Si quieres puedes servirlo entero y si no trinchado a rodajitas con la cebolla carmelizada y su salsa por encima.

Nuestro solomillo de cerdo con cebolla caramelizada ya est√° listo para poder disfrutarse en compa√Ī√≠a o solos con un buen vinito tinto o incluso blanco.

Trucos para cocinar un solomillo de cerdo con cebolla caramelizada

A la hora de sellar el solomillo de cerdo puedes espolvorearlo ligeramente en harina por ambos lados antes de echarlo a la sart√©n. Esto te ayudar√° a conseguir un sellado m√°s marcado y un dorado que lo hagan a√ļn m√°s apetecible.

Si quieres tener un plato completo al 100& a nivel nutritivo, cocina un poquito de arroz. Para que te quede de 10, después de la cocción, te recomendamos que le des un golpecito de calor en la sartén en la que has cocinado el solomillo.

Deja una respuesta